Canto a Santa Marta


            El Rodadero                         

En noviembre del año 1976 llegué en tren a Santa Marta, en esta ciudad del caribe colombiano fue donde conocí a las familias Reyes Ribas, Rangel Wisman y muchas personas más que me acogieron y apoyaron. Hablar sobre todas las vivencias, sería no terminar nunca, por lo que para resumir diré que mi andadura de vida se inició en Colombia y este “Canto a Santa Marta” se lo dedico con mucho cariño a toda la gente samaria y muy especialmente a CIRA WISMAN, la mujer que tomó la posta de mi madre durante mi permanencia en esa ciudad y a la que siempre llevo en mi corazón.
El Viejo Lu.

CANTO A SANTA MARTA

Santa Marta no es sino
la población española
bañada por la misma ola
en que Bastidas llegó.

Santa Marta no es sino
la morada soberana
de la nación colombiana
donde Bolívar murió.

Santa Marta es diferente
tiene al río Magdalena,
sus playas, el mar, la arena,
Sierra Nevada y su gente.

Santa Marta es raza hispana
que se volvió tropical
por su mezcla original
con caribe y africana.

Santa Marta tiene quien
le cante con toda el alma
y quien reciba y dé calma
a los que llegan en tren.

© 1982 Luis Bárcena Giménez
Share on Google Plus

3 comentarios:

  1. Llegaste a Santa Marta en tren porque no tiene tranvía. Pero si eres una caja de sorpresas estimado amigo. Creo que adicionalmente a tu gran calidad literaria con las Décimas y Espinelas, deberías incursionar en la literatura prosística (no prostática, ojo.) Debes tener una gran cantidad de vivencias por el mismo hecho de haber convivido con variado tipo de indios sin gracia (perdón, quiero decir idiosincracia) costumbres, geografías y muchos etecés. que debes plasmar en el papel.
    Un abrazo afectuoso.
    Tu amigo y compañero de los buenos tiempos
    Saúl (El Cura)

    ResponderEliminar
  2. La redondilla es una combinación métrica de cuatro versos octosílabos que riman de la siguiente manera: primero con cuarto y segundo con tercero. Su fórmula es ABBA

    ResponderEliminar
  3. Después de 37 años he vuelto a Santa Marta en donde me encuentro disfrutando del reencuentro con mis amigos samarios.

    ResponderEliminar

Gracias por su comentario, se mostrará cuando sea aprobado.