Treinta años de diferencia


TREINTA AÑOS DE DIFERENCIA

Un huérfano con presencia
y más juventud que amor
con una mujer mayor
se casó por conveniencia.
Treinta años de diferencia
la piel no le escarapela
ni la orfandad lo desvela
pues su vieja por fortuna
le ha resumido en una
¡esposa, madre y abuela!

Luis Bárcena Giménez
Share on Google Plus

0 comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por su comentario, se mostrará cuando sea aprobado.