Décima para un político


NO HABLES MUCHO DE PACIENCIA

No hables mucho de paciencia
que si ayunaras ¡un día!
con la barriga vacía
no tendrías elocuencia.
Es más, es una indecencia
que tú botes la comida
puesto que hay gente sufrida
que no conoce alimento
y camina sin aliento
con la memoria perdida.

Luis Bárcena Giménez
Share on Google Plus

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por su comentario, se mostrará cuando sea aprobado.