La mujer es quien decide


ES FÁCIL EN APARIENCIA

Es fácil en apariencia
conquistar a una mujer
pero no, hay que tener
palabras, tino y paciencia.
Acorde con su cadencia
hay que acomodar el paso
y estar del alba al ocaso
pendiente de su deseo,
sensatez y devaneo
para que nos haga caso.

Como ella es la que decide
quien ha de ser su pareja
sin miramientos lo deja
a quien no hace lo que pide.
Cuando ella pide no mide
hasta llegar al exceso
y si por tan sólo un beso
pide lo que está de moda
es normal que pida boda
¡para levantarla en peso!

© 2009 Luis Bárcena Giménez
Share on Google Plus

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por su comentario, se mostrará cuando sea aprobado.